Maquetas de volcanes con plastilina


Cargar Mas

Un modelo a escala bien construido y bien terminado puede garantizar el mismo nivel de autovaloración que logre brindar algún galardón. Pega una botella de plástico a una base de cartón que, en su defecto, puede ser de plástico o madera. ¿Tienes que hacer la maqueta de un volcán para la escuela, una feria de ciencias o solo por diversión? Bien, verás que es fácil y barato.

La mejor oferta en maquetas de volcanes con plastilina

Entretanto, puedes continuar con el proceso de reciclado, para lo que solo tendrás que repetir la operación tantas veces como quieras y, seguramente, obtener más pulpa. Para crear la textura correcta, utiliza un pedazo de malla para corral y forma una especie de cono abultado y montañoso que rodee la botella. Quiero que resalte entre todos los que se van a presentar a hacerlo por que hay algunos muy currados y me estoy jugando una buena nota. Puedes hacer el volcán con masa, espuma aislante o papel maché y que haga erupción con bicarbonato de sodio o un refresco de soda. A continuación, añadimos unas gotas de detergente o jabón líquido para conseguir que la lava tenga burbujas y, acto seguido, el colorante, que puede ser pimentón, para que la lava adquiera un color rojizo. No se preocupe por las manchas si ha conseguido una erupción de primera, el experimento nos permite ver cómo se produce el fenómeno sin necesitar las altísimas temperaturas que en realidad hacen falta en la naturaleza y, de forma lúdica, despierta el interés por la ciencia entre los más pequeños.

La mejor oferta en maquetas de volcanes con plastilina

Descubre cómo hacer un volcán casero como un profesional, y sorprende a todos con el mejor experimento que puedas hacer junto a tus peques. 9 bolas de poliespan (para los 8 planetas y el Sol): nuestros tamaños fueron, 1 bola de 20 cm, 1 de 10, 1 de 8, 2 de 6, 1 de 4, 1 de 4’5 , 1 de 3 y 1 de 2 cm. Si necesitas explicar en la escuela cómo es que un volcán hace erupción, puedes recrear la lava con nuestro tip y un poco de vinagre y bicarbonato, pero también puede ser un proyecto muy entretenido para los niños en casa.

Deja un comentario